Receta fácil de canelones de atún

Los canelones de atún son una receta fácil y muy rica, una apuesta segura si queremos preparar una comida para varias personas o si queremos cocinar un plato del que podamos congelar parte para comer otro día.

Ingredientes para 4 o 6 personas:

  • 1 paquete de 12 canelones
  • 250 g de atún al natural o en aceite
  • 2 huevos cocidos
  • 100 g de champiñones
  • 1 cebolla grande
  • Salsa de tomate
  • Bechamel
  • Queso rallado (cualquier tipo sirve, según el gusto de cada uno)
  • Aceite de oliva
  • Sal

Para empezar se ponen en agua fría los canelones y se dejan a remojo (el tiempo dependerá de la marca, aunque también hay algunas que no requieren este paso).

Se preparan los champiñones, se limpian para quitarles bien la tierra, se les corta la parte del pie que no esté buena y se hacen trocitos pequeños para freír. Se pela la cebolla y también se pica en trozos de tamaño similar a los champiñones.

En un sartén se ponen a calentar tres cucharadas soperas de aceite de oliva. Cuando esté caliente se agrega la cebolla, que previamente se ha picado, con un poco de sal y se fríe unos 5 o 7 minutos para que no coja color. Dos o tres minutos antes de retirar la sartén del fuego se añaden los champiñones y se saltean.

Aparte del fuego se juntan en un bol 5 cucharadas soperas de salsa de tomate, el atún escurrido y desmenuzado, los huevos cocidos picados en trozos pequeños y la mezcla de la cebolla y los champiñones. Se mezcla bien todo con ayuda de una cuchara de madera y se rectifica la sal si es necesario.

Con esta mezcla se rellenan los canelones previamente escurridos y se ponen en una fuente de cristal o barro que resista la temperatura del horno. A continuación preparamos la salsa bechamel como ya hemos explicado en este otro post.

Cuando esté hecha se le agregan tres o cuatro cucharadas de salsa de tomate para que coja un color más rosado. Se cubren con esta mezcla de salsas los canelones y se espolvorea el queso rallado por encima.

Se precalienta el horno a 180º y, si se quiere, se pueden añadir unos trozos pequeños de mantequilla por encima de los canelones. Se introduce la fuente en el horno y se deja dentro entre 5 y 7 minutos, lo justo para que el plato adquiera una costra dorada. Se sacan del horno, se dejan reposar 5 minutos y se emplatan.

¡Canelones listos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *